Noticias

El Obispado dice que la cofradia del Resucitado saldrá pese a la polemica

Respaldó y pidió que así se hiciera a la Gestora, al párroco del Carmen y a la Agrupación de Cofradías. El Vicario de la Campiña Sur, Jesús Poyato Varo presidió anoche la Asamblea de la Agrupación de Cofradías, Hermandades y Corporaciones Bíblicas de Puente Genil,  celebrada en el centenario marco de las Bodegas Delgado. Vino a transmitir “un  ensaje de sosiego y calma” ante la situación desatada en la Cofradía del Resucitado, hechos que a priori calificó de “grave situación”, siendo la primera vez que se producen acontecimientos de este nivel en la Diócesis de Córdoba “nunca antes se había producido” y por lo tanto, garantizó con contundencia que “la Diócesis no va a permitir estos atropellos”, porque la Cofradía del Resucitado “no va a ser el cortijo personal de nadie”. Con los documentos en  la mano explicó, que los hechos se iniciaron el pasado Domingo de Resurrección, cuando se procesionaron unos romanos sin la autorización de la Agrupación de Cofradías, que en cumplimiento de los Estatutos sancionó a la misma. Estos hechos aconsejaron la constitución de una Gestora “y así se hizo, se nombró presidente a José Fernández Aguilar”. Por tanto, es a este y a su directiva a la que se le “debe entregar los documentos, censo de hermanos y todos los bienes”, acordándose la constitución en junio de 2012. Por lo tanto, aclaró Poyato a partir de ese momento “el único representante legal de la Cofradía del Resucitado para la Diócesis es este presidente”.

vicario

Manifestó que se nombra en cumplimento del artículo 318 del Código Canónigo que contempla dos situaciones de emergencia”, una por graves razones que permiten la actuación de la autoridad diocesana“ y la segunda la “remoción del cargo escuchando al presidente”. El Obispado se ha atenido a la primera por lo que “la autoridad no destituye al Cofrade sino que lo sustituye por una Junta Gestora”. De esta forma, aclaró el Vicario, la innecesidad de escuchar a nadie para cambiar la Directiva por otra órgano de poder. Y la intervención de la Diócesis se hizo de esta manera para “regularizar la situación jurídica de la Cofradía”, toda vez que el Ex cofrade no había entregado documentación ni convocado elecciones». Por qué se entra a las dependencias del Carmen y se cambió la cerradura En relación a la entrada a las dependidas de la Parroquia del Carmen, para hacerse con los enseres, se “hizo por orden del Obispado, no del párroco, ante la negativa de entregarse las llaves y documentación”, por eso acudieron en compañía del Notario. Calificó este caso “como único y triste” porque se ha denunciado ante el Juzgado, al “Obispo, Vicario General, al de la Campiña, al Párroco del Carmen, Ecónomo y al Presidente de la Gestora”. Ante estas circunstancias pidió “la adhesión total a la Junta Gestora y a la Agrupación de Cofradías”. Manifestó que “todas las cofradías están bajo la coordinación de la Agrupación y que no se puede salir una por capricho”. Aclaró que La Agrupación de Cofradías no tiene que estar en ningún Registro porque tienen la autoridad de la Diócesis”. Si bien precisó, que las Corporaciones Bíblicas “no son competencia de la Iglesia, sino que tienen carácter civil, pero la Diócesis las valora”. Terminó su alocución garantizando que “la Cofradía del Resucitado hará su desfile procesional, con el fin de que la Semana Santa brille con esplendor de siempre y que no se empañe su grandeza”. Se puede decir más alto, pero indiscutiblemente no más claro, con la precisión, seguridad y tranquilidad que habló el Vicario, transmitió un mensaje unívoco hacia donde deben caminar las cofradías,  corporaciones y mananteros de Puente Genil, ante este descarnado acontecimiento.