Corporacion

Coplas Sábado de Transfiguración

Triduos esta Semana : María Santísima de la Esperanza.

Cuarteleras.

Llena de dulce semblanza
y con todo el sentimiento
eres digna de alabanza
no me dejes ni un momento
Madre mía de la Esperanza.
 
Copla a María Santísima de La Esperanza (Si al señor han Jurado la Muerte)
Si al Señor han jurado la muerte
¿dónde está tu esperanza, Señora?
el Sinedrio ha dictado su suerte
que lo prendan naciendo la aurora.
(Bis)
Estribillo
Y María, al pensar en Jesús
de ternura y tristeza se llena,
de sus ojos se borra la luz
la esperanza se irisa de pena
.
(bis)
Al pasar el tumulto con duelo
ve y contempla contrito a mi Dios,
con la frente humillada en el suelo
al alzarla se encuentran los dos.
 
Estribillo
De la Cruz de madera pendiente
el sayón le clavó aquella lanza,
que salvó del pecado al creyente
y le trajo una nueva Esperanza.
 
Letra: Carlos  Delgado
Música: Rafael Sánchez
 
Triduos esta Semana : María Santísima de las Angustias.

 

Cuarteleras.

Con qué Angustia siente yerto
esa Madre tan divina
lo que lleva en sus brazos muerto
y quisiera darle vida
con el calor de su aliento.
Copla a María Santísima de Las Angustias (En la cumbre del Gólgota)
Dúo
En la Cumbre del Gólgota
al pie del Árbol Santo,
la Reina de los Mártires
a Cristo vio expirar,
y secas ya sus lágrimas
vio con mortal espanto,
inmóvil a la Víctima
y al mundo vacilar.
Coro
Brilló el fugaz relámpago
rugió espantoso el trueno,
del cielo la ancha bóveda
cubrióse de crespón. (bis)
Y allí María Santísima
besando al Nazareno,
a Dios le pide trémula
Para el mundo perdón.
 
Letra: Miguel Romero
Música: Miguel Gant.
 
Copla a María Santísima de Las Angustias  (A la sombra mortal de un madero)
A la sombra mortal de un madero
de María en el suave regazo,
yace muerto el divino Jesús
en la cima del monte Calvario.
Y los cielos se tiñen de noche,
vibra el mundo temblando de espanto,
y los velos que guardan el Arca (bis)
como frágil cristal se han rasgado.
Dice el viento su canto de muerte
niega el sol con tristeza sus rayos,
y la luna se asoma y parece
que está gotas de sangre llorando,
¡oh María, qué grande la angustia
viendo el sino del Hijo Sagrado,
oh María, protege a los hombres
que a tus pies se arrodillan rezando!
 
Letra: Carlos  Delgado
Música: Rafael Sánchez